20 curiosidades del Templo Bahá’í

Este domingo por fin se me dio la oportunidad. Estábamos acostados sin hacer nada, planeando qué hacer. De repente mi novio me dice para ir al Templo Bahá’í, él sabía perfectamente que se trataba de una actividad que me encantaría hacer, sin poner peros de por medio.

Salimos de casa a eso de la 13:30 horas, entramos en la estación del metro Cumming y nos dirigimos hasta Plaza Egaña. Al salir del metro nos percatamos que había un centro comercial justo al frente y decidimos primero almorzar ahí antes de continuar el recorrido. 

Luego, tomamos la micro D03 / D05 en la parada 3, ahí mismo en Plaza Egaña. Esa micro nos dejó en la esquina Las Torres. El tiempo que nos tardamos de salir de casa hasta ahí fue de aproximadamente una hora, sin contar lo que nos tardamos comiendo en el centro comercial.

Al llegar a la esquina Las Torres caminamos unos 5 minutos hasta encontrar la entrada de la subida al templo. Algunos autos particulares ofrecen llevarte por un monto de 1.000 pesos chilenos. “Subimos en 3  minutos y si lo subes caminando puedes durar 40 minutos”, mencionó uno de los choferes.

Estuvimos tentados a subir en auto, pero recordamos que no teníamos dinero en efectivo y decidimos continuar caminando, ¡la mejor decisión de la vida! Nos tardamos solo 25 minutos, y lo mejor de todo es que disfrutamos el paseo, el silencio, la vista y el sol que hacía tanto tiempo no lo sentíamos. 

Al llegar, lo primero que hicimos fue lavarnos la cara, aplicarnos de nuevo el protector solar y seguir. Apenas entramos nos dijeron que no está permitido tomar fotos en la parte interna del templo,  que debes permanecer en absoluto silencio, que no puedes dejar basura en ningún lugar, que está prohibido el ingreso de mascotas y que tampoco se puede fumar. Esas medidas me parecen totalmente acordes para lograr el cuidado y el buen estado del recinto.

La recomendación que les doy es que visiten el templo un día de semana donde la afluencia de turistas sea baja. Mientras menos gente haya la experiencia será más mística y espiritual. La verdad es que es un lugar muy bonito, de mucha paz y lo mejor de todo es que no se requiere de mucho dinero para ir. Nos hicimos muchas fotos, reímos bastante, entramos el templo y meditamos un poco con un libro de oraciones que nos obsequiaron. 

Una de las últimas cosas que hicimos fue disfrutar el panorama de Santiago,  sentados en un muro, comiendo frutas y descansando las piernas.

Nos devolvimos caminando, igual como regresamos. Pero una buena opción es tomar los carritos por puesto porque lo inclinado de la bajada hace que te duelan las rodillas. 

Ir al Templo Bahá’í de Sudamérica representó para mi una bonita experiencia. La verdad tenía tiempo queriendo visitar este lugar, desde hace un año que fue cuando llegué a Chile.

templo-01
Está prohibido tomar foto dentro del recinto, pero les muestro esta de indibur.cl

Bueno, creo que ya les conté como fue nuestro recorrido en el Templo Bahá’í de Sudamérica. Así que llegó el momento de cumplir con lo prometido en el título de esta nueva entrada, les contaré las curiosidades de este mágico lugar:

1.-  El Templo Bahá’í de Sudamérica es una casa de adoración que se estrenó en octubre del año 2016. 

2.- Existen solo 8 templos de la Fe Bahá’í en el mundo. (Samoa, Panamá, Uganda, Alemania, India, Australia, Estados Unidos y Chile. 

3.-  La Fe Bahá’í  forma parte de las religiones independientes más jóvenes de esta humanidad. Se creó a mediados del Siglo XIX.

4.- El bahaísmo o fe bahá’í es una religión creyente de la existencia de un solo Dios, siguen las enseñanzas de un religioso de Oriente medio, llamado Bahá’u’lláh.

5.- La religión bahá’í llegó a Chile en 1940, cuando su primera creyente se radicó en el país. 

6.- No pasaron ni 5 años, desde la primera llegada de una bahá’í, cuando se establecieron pequeños grupos en 5 ciudades del país. 

7.- El número 9 es el número más alto y ellos ven ese dígito en representación de la perfección y la plenitud. Por esta razón los templos bahá’ís tienen nueve lados,

8.- En los templos bahá’ís están prohibidos los sermones, las ceremonias o los rituales, pues, es considerado un espacio solo para la oración.

9.- En el interior de estos templos tampoco existen  imágenes ni figuras de adoración.

10.- Cualquier persona, del credo que sea, puede visitar el templo. Todas las religiones son bien recibidas.

11.- En el ápice de la cúpula del templo ubicado en Santiago se puede observar una representación escrita en árabe que dice “Oh tú, Gloria del Más Glorioso”.

12.- El templo  mide unos 30 metros de altura con 30 metros de diámetros y tiene un aforo para 600 personas aproximadamente.

13.- El diseño del templo está inspirado en un texto de Bahá’u’lláh, que describe la escena cuando la luz de lo divino llena el corazón de las personas. “todos los pilares de la morada brillan con su luz”, dice parte del escrito.

14.- El templo fue revestido con más de 400 toneladas de mármol traído de Portugal.

15.- Cada pieza de mármol utilizada es única. Fueron 1.580 piezas de mármol plano y 780 de mármol curvilíneo.

16.-  El templo abarca 11 hectáreas, de las 83 que tiene la superficie en terreno.  

17.- El templo cuenta con 10 premios y reconocimientos en todo el mundo

18.-  El revestimiento del interior del templo es de vidrio fundido transparente.

19.- La entrada es gratis y puedes asistir con toda la familia.

20.- El templo es uno de los lugares más visitados en Santiago de Chile

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s